La venta del riñón se realizó en 2011 tras una operación clandestina. Siete años después, el joven sufre serios problemas de salud y pasa los días en cama. En 2011, un joven chino de apellido Wang vendió su riñón derecho para poder comprar un iPhone y un iPad, y según reportan medios chinos, hoy sufre …